En las escuelas encontramos gran variedad de alumnado al que debemos dar respuesta. Entre ellos están los alumnos con Trastornos Generalizados del Desarrollo.



Este grupo es muy amplio y a veces, no encontramos (y/o desconocemos) los recursos existentes específicos para trabajar con este colectivo. Lo que se pretende con este blog es dar respuesta a las necesidades de nuestros alumnos con TGD. Sabemos que éstas son interactivas y cambiantes, pero “grosso modo”, las principales son: focalizar la atención (con técnicas concretas que se colgarán en el blog); asegurar un ambiente plenamente estructurado y sin estímulos distractores (a través de pictogramas a los que se podrá acceder); integrarse en su grupo de referencia y con otros niños de su edad y desarrollar con ellos distintos tipos de juego (se tendrá acceso a varios proyectos de patio sobre los que trabajar esto); regular las conductas en distintas situaciones, fomentando la participación; establecer interacciones sociales exitosas (uso de mediadores y habilidades sociales); aprender a conocer y comunicar emociones propias y de los demás (a través de la caja de herramientas emocionales o el termómetro de las emociones, entre otros); establecer diferencias entre unas personas y otras a través del vínculo de apego que les une a ellas y conocer con cuáles se puede tener más confianza (a través de los Círculos de Confianza); anticipar y aceptar los cambios de rutina (la inflexibilidad también se trabajará a través de pictogramas); realizar actividades de ocio / tiempo libre para relacionarse con iguales (se propondrán posibles asociaciones para llevar ésto a cabo); que todos los que les rodean acepten sus diferencias frente a otros compañeros y sus características concretas (se propondrán unas Jornadas de Sensibilización a las Diferencias).

domingo, 6 de marzo de 2011

Etiología

Actualmente está demostrado que el autismo se trata de una causa física que conduce a un trastorno del desarrollo, como puede verse en la epilepsia u las dificultades generalizadas de aprendizaje, fruto de una disfunción cerebral. Lo que aún no está determinado es el origen de estas causas y hoy por hoy se manejan tres campos de estudio, ya que se piensa que varias causas son las que pueden explicar el autismo:

1.- Modelo Descriptivo.

2.- Modelo Neurobiológico: apoya la idea de que el autismo se trata de un trastorno originado por causas biológicas múltiples:

- Causas originales ó factores genéticos: se piensa que algunos nacimientos difíciles están relacionados con anomalías preexistentes en el niño, dando importancia a los factores genéticos e implicando a más de un gen. Por eso, los hermanos de niños con autismo atípico tienen entre un 3 y un 4% más de probabilidades que la población general de tener autismo o rasgos de tipo autista, ya que se encuentran en familias de riego de autismo.
También se sabe, gracias a diversas investigaciones, que las personas con Asperger suelen tener problemas en el nacimiento.

- Patología del cerebro: las últimas investigaciones apuntan a que el sistema límbico y el cerebelo están afectados y que probablemente esto se remonte a antes del nacimiento. A consecuencia de lesiones prenatales en estas áreas, el procesamiento de información por cualquier sentido queda dañado, lo que tiene efectos en el aprendizaje, la respuesta emocional y la conducta en general; esto podría explicar el que en el autismo frecuentemente sea buena la memoria mecánica y mala aquella que requiere asociación y procesamiento de datos.

- Las infecciones víricas como la rubéola, la viruela, el citomegalovirus, el herpes encefálico,... también pueden dañar el cerebro, sobre todo cuando se producen durante el embarazo o en la primera infancia.

- Las complicaciones en el embarazo y/o en el parto pueden ser parte de la causa del autismo. Entre ellas están el que la madre sea añosa (mayor de 35 años), la ingesta de medicamentes durante el embarazo, pérdida de sangre y presencia de radiaciones entre el 4º y el 8º mes de gestación, la hipoxia perinatal, deficiencias inmunológicas,.....

Todas estas causas tienen en común que producen daños en las regiones del cerebro responsables de la comunicación, el lenguaje y la relación social (lóbulo frontal).

3.- Modelo psicológico: las investigaciones de psicología básica han permitido identificar determinados procesos alterados en autismo y como consecuencia, se han podido elaborar varios modelos explicativos:

A) Aquellas teorías explicativas con carácter afectivo, que determinan que la alteración fundamental se debe a la incapacidad de conectar emocionalmente con otros seres humanos, impidiendo el desarrollo de funciones superiores y explicando así el resto de la sintomatología del autismo.

B) Aquellas teorías explicativas con carácter cognitivo, que tratan de determinar si la función psicológica puede explicar la sintomatología del autismo. Se encuentran aquí englobadas tres teorías las cuales, por separado, no pueden explicar el cuadro del espectro autista en su totalidad: teoría de la mente, teoría de la coherencia central, teoría de la función ejecutiva.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada